LO MAS RECIENTE

noviembre 29, 2005

CLIP


Suscribete al boletin de Novedades de Soy donde no pienso o agregame feeds a tu lector de noticias preferido

Fútbol por TV. Era “para todos”, ahora es “para menos”

febrero 9, 2016

TV › LOS CAMBIOS DEL NUEVO ESQUEMA DE TRANSMISIONES DE PARTIDOS DE FUTBOL
Era “para todos”, ahora es “para menos”

09–02–2016 / En varias localidades de la Argentina, los partidos no se vieron por ningún canal de TV abierta y por la TDA se pasó en una señal de música clásica, en definición estándar. ¿Los beneficiados? Cableoperadores y emisoras privadas.


 Por Emanuel Respighi

futbolEn un partido, Canal 13 recuperó el 10 por ciento de lo que invirtió para tener hasta 45 encuentros.

Sería exagerado decirle Fútbol Para Pocos (FPP), pero lo que es seguro es que ya dejó de ser Fútbol Para Todos (FPT). Al nuevo esquema de producción, distribución y comercialización de los partidos de fútbol de Primera División diseñado por el gobierno nacional le sienta mejor la idea de Fútbol Para Menos (FPM).

Al menos ésa es la sensación que dejó la televisación de la primera fecha, en la que quedó demostrado que el programa que nació con la idea de que cualquier argentino tuviera acceso gratuito a los partidos ya no puede garantizar el espíritu de su génesis.

La primera diferencia entre el FPT y el flamante FPM que saltaba la vista es que en algunas localidades del interior del país los partidos emitidos por los canales privados (Telefe, El Trece y América) no fueron retransmitidos por Canal 7, como se había anunciado oficialmente. Pero ese “detalle” no es el único que se percibió en el debut del programa.

La cesión de los derechos de televisación de los principales partidos a El Trece, Telefe y América era polémica desde que trascendió esa información. Ya era de por sí sumamente cuestionable que el Estado Nacional, que pagará 881 millones de pesos a la AFA en concepto de derechos, haya delegado la televisación de los partidos de mayor audiencia y potencialidad de comercialización a los canales líderes de la TV, a cambio de 45 millones de pesos por pantalla (a razón de un promedio de un millón de pesos por partido).

Esa decisión dejó a Canal 7 sin la posibilidad de transmitir los partidos que disputen River, Boca, Racing, San Lorenzo e Independiente, resignándose a emitir en la pantalla pública los cotejos de menor importancia y los menos atractivos comercialmente.

El negocio de los canales privados se puso en evidencia cuando se conoció que, por ejemplo, el costo bruto del segundo publicitario en el partido entre River y Quilmes fue de 32.500 pesos. Si a ese número se le descuentan impuestos, gastos y promociones, el promedio del segundo habrá costado alrededor de 15 mil pesos.

El dato no es menor: a razón de vender 5 minutos publicitarios (300 segundos), el canal del Grupo Clarín habrá recuperado 4,5 millones de pesos de los 45 millones invertidos. O sea: en un partido recuperó el 10 por ciento de lo que invirtió para tener hasta 45 partidos en su pantalla.

Pero más allá del negocio que el nuevo esquema significa para las emisoras privadas, en desmedro de la TV Pública, lo cierto es que este fin de semana se percibieron otras particularidades que transforman al FPT en FPM. En primer lugar, finalmente los partidos que disputaron River y Boca no fueron retransmitidos por Canal 7 para el interior, en las plazas donde esos canales no llegan por aire, tal como se había anunciado. Es decir: el FPM no se pudo ver gratuitamente por TV analógica de aire.

El gobierno nacional tomó la decisión de retransmitirlos, pero a través de la Televisión Digital Abierta, un sistema gratuito, pero que –según los datos surgidos de la última Encuesta Nacional de Consumos Culturales– apenas el 7 por ciento de la población utiliza para ver televisión.

El debut tuvo, además, un extraño detalle: esos partidos se emitieron por la señal Arpeggio (frecuencia 2403), un canal “dedicado a la música clásica, la ópera y el ballet”, según reza en la página oficial de la TDA.

La particularidad tiene que ver con el sentido común más básico: ¿no hubiera sido más lógico que esa retransmisión se haga a través de DeporTV, el canal deportivo estatal que forma parte de Educ.ar, en vez de hacerlo por una señal musical privada?

Según supo P/12, Arpeggio TV forma parte del grupo Albavisión, cuyo principal accionista es el mexicano nacionalizado estadounidense Angel Remigio González, dueño de Canal 9 y que el año pasado anunció una “alianza estratégica” con el grupo español Prisa, controlante de las radios Continental, 40 Principales e Imagina.

Las explicaciones, seguramente, la tendrá que dar Fernando Marín, en tanto responsable del FPM. Si todo se trata de hacer foco en los “detalles”, hay una cuestión técnica que no se puede dejar pasar por alto y que tal vez sirva de explicación de por qué la retransmisión se hizo por la señal Arpeggio y no por DeporTV. El canal musical de la TDA emite su señal en calidad standard (SD) y no en Alta Definición (HD).

Por su parte, DeporTV sí tiene la capacidad de emitirse en Alta Definición. Es decir: el gobierno decidió retransmitir en el interior los partidos en calidad estándar, teniendo a disposición un canal estatal en HD.

La ¿ilógica? retransmisión tuvo como consecuencia que en las provincias los partidos más importantes no sólo no se vieron gratuitamente por TV de aire, sino que incluso los que tienen TDA no pudieron seguirlos en calidad HD.

¿A quién beneficia, entonces, la decisión del gobierno de Mauricio Macri de que los partidos de los equipos grandes sean retransmitidos en el interior por Arpeggio, una señal privada y en calidad estándar? Básicamente, a los cableoperadores y a El Trece, Telefe y América.

La razón es obvia: la única manera de ver los partidos en HD que tienen los residentes de aquellos lugares en donde las señales del Grupo Clarín, Telefónica y del Grupo Vila no llegan por aire es suscribirse a algún sistema de TV paga.

Es decir: el flamante FPM estipula que en el interior los partidos de los “clubes grandes” sólo pueden verse en HD en aquellos hogares que tienen el poder adquisitivo de abonar entre 600 y mil pesos un abono de TV paga, como Cablevisión, DirecTV o Supercanal.

Y sólo a través de las señales de El Trece, Telefe y América. Lo que se dice una privatización de hecho de las transmisiones en HD del FPM en las provincias. Un esquema que diferencia a los “porteños” y “bonaerenses” respecto de “interior”.

En materia puramente televisiva, el FPM también se diferencia del FPT original en un aspecto que se había convertido en un clásico. El nuevo esquema suprimió el resumen de goles del resto de los partidos que se emitía en los entretiempo de los cotejos que se transmitían.

El “secuestro de los goles” no llega a lo que ocurría antes de que el Estado se hiciera con los derechos, cuando se debía esperar a Fútbol de primera para poder verlos, pero ahora sólo se pasan los goles del partido que se está transmitiendo. Eso sí: el FPM permite que se den los resultados parciales y finales de la jornada futbolístico. Algo es algo.

Otra particularidad que llamó la atención fue que, al menos en la primera fecha, las tandas comerciales de las transmisiones sólo estuvieron cubiertas por avisos publicitarios y promociones de los programas de los canales. No hubo campañas de bien público, salvo la de alguna ONG, pese a lo que se había anunciado oficialmente.

Otro tema es el de la transmisión vía streaming, a través de Internet. La plataforma www.futbolparatodos.com.ar ya no tiene la exclusividad para la transmisión de todos los partidos, como ocurría en la era kirchnerista.

Desde el torneo, la plataforma sólo pone a disposición los partidos que transmite la TV Pública, en tanto que quienes quieran ver a Boca, River, Racing, San Lorenzo e Independiente vía web deberá ingresar a los sitios web de los canales privados que los emiten.

El FPM suma un argumento más en función de lo que ocurre fuera del país: quienes intentaron ver los partidos de la jornada en el exterior a través de www.futbolparatodos.com.ar, como lo hacían hasta el campeonato pasado, también se vieron imposibilitados de hacerlo.


Si has disfrutado este post Suscribete al boletin de Novedades de Soy donde no pienso o agregame feeds a tu lector de noticias preferido

La inflación…

febrero 7, 2016

 Por Andrés Asiain y Estanislao Malic *

La falta de estadísticas nacionales sobre la evolución de los precios justificada en la necesidad de revisar la desacreditada medición del Indec, junto a la decisión de varias consultoras de dejar de publicar sus índices de inflación “para no entorpecer paritarias”, generaron un vacío informativo en materia de evolución de los precios.

La falta de información respecto a la evolución de los precios llegó al punto de que el propio Banco Central citó datos provenientes de un blog en su publicación oficial “Objetivos y planes respecto del desarrollo de la política monetaria, cambiaria, financiera y crediticia para el año 2016”.

En ese contexto, se conocieron los datos oficiales de San Luis y la Ciudad de Buenos Aires que arrojaron cifras que más que duplican los registros de inflación de meses anteriores.

De acuerdo a las estadísticas de la provincia cuyana, los precios subieron en 6,5 puntos porcentuales durante diciembre del año pasado, una inflación que anualizada alcanzaría los 3 dígitos. Para el instituto de estadísticas porteño la inflación de diciembre cerró en un número algo menor, 3,9 por ciento, que anualizado alcanzaría un 58.

La alarmante aceleración de la inflación de finales de año buscó ser minimizada por el actual ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay, indicando que era una joroba provocada por el cambio de precios relativos y que existía evidencia de que ya se estaba desacelerando.

El “cambio de precios relativos” es un eufemismo para referirse a la devaluación del dólar oficial que según había declarado el mismo Prat-Gay en el marco de la campaña electoral, no debía afectar los precios, que supuestamente estaban regidos por el dólar paralelo.

La inflación de enero

Para suplir el vacío informativo, el Centro de Estudios Económicos y Sociales Scalabrini Ortiz (CESO) desarrolló un sistema de seguimiento de precios de los principales supermercados del país.

Mediante el empleo de software estadístico de novedosa aplicación en institutos europeos y norteamericanos, obtuvo información semanal de la evolución de los precios de más de 20 mil productos comercializados por las grandes cadenas a lo largo del mes de enero.

Los resultados alcanzados indican que la tendencia de una inflación elevada se mantuvo a lo largo de las 4 semanas, resultando en una inflación mensual de 3,99 por ciento (60 por ciento anualizada).

Los mayores incrementos se registraron en los rubros piletas (16 por ciento), electricidad e iluminación (14,6), farmacia (11,9), ropa de bebes (11,6), pescados y mariscos (10,4), ferretería (10,2) y harinas (9,2), donde se mezclan factores estacionales con el impacto de la suba del dólar y la reducción de las retenciones a la exportación de materias primas.

Tanto la inflación total como la de las diversas subcategorías es el resultado del promedio simple de la evolución de los precios de los productos que la componen.

De esta manera, brinda una información que podría llamarse “inflación de supermercado” que si bien no es homogénea respecto a los índices de precios habitualmente difundidos (que utilizan canastas ponderadas e incluyen servicios no disponibles en supermercados), brinda una información valiosa sobre la evolución general de los precios de los bienes de consumo.

La canasta básica alimentaria

canastabasicalimentariaLas bases estadísticas de precios obtenidas por el CESO a partir de las grandes cadenas de supermercados permiten el seguimiento del costo de diversas canastas de consumo.

Una habitualmente utilizada para la medición de la indigencia es la canasta básica alimentaria (CBA), que está conformada por una serie de alimentos considerados mínimos para la alimentación de un hombre (adulto equivalente, en la jerga técnica).

De acuerdo a la información recopilada, el costo promedio de la CBA para finales de enero era de 1496 pesos, registrando un encarecimiento a lo largo de ese mes del 4,9. Es decir, los alimentos que componen la canasta básica alimentaria subieron por encima del promedio del universo de productos de los supermercados.

Los aumentos de tarifas

La aceleración de la inflación provocada por la suba del dólar oficial junto a la reducción de retenciones y cuotas de exportación, y la relajación de los mecanismos públicos de regulación de precios, recibirá un nuevo impulso a partir de febrero y marzo, cuando comiencen a aplicarse los aumentos en la luz y, seguramente, el gas.

Poniendo en evidencia lo desatinado de la visión ortodoxa que pone como causante de la inflación al déficit público, la eliminación de los subsidios a los servicios públicos es una medida drástica de recorte del gasto que, sin embargo, impacta de lleno en un alza de los precios.

El golpe directo de esos aumentos sobre la inflación anual ronda entre el 3 y el 8 por ciento, según la ponderación que se dé a esos servicios básicos dentro de la canasta de consumo. A ese impacto se agregará el indirecto, provocado por el traslado a precios por parte de los empresarios de los mayores costos energéticos en el proceso de producción, transporte y comercialización, de difícil estimación previa pero que se verá reflejado en las estadísticas de precios de supermercados de las próximas semanas.

Las paritarias y las metas de inflación

Las nuevas autoridades del Banco Central señalaron que su política se regirá por un sistema de “metas de inflación”. Con poca claridad acerca de los métodos para lograrlo, indicaron que el objetivo de su gestión es cerrar el 2016 con una inflación de entre el 20 y 25 por ciento (similar a la registrada por las estadísticas provinciales hasta antes del cambio de gobierno).

Si se considera el combo de medidas tomadas en las pocas semanas de gobierno de Cambiemos, han llevado los aumentos de precios a valores que más que duplican esas metas de inflación. La incógnita a revelar es cuál es la variable de ajuste que tiene en mente el equipo económico para desacelerar el aumento de los precios en los meses venideros.

Esa incógnita parece revelarse al conocerse la cifra de aumento salarial ofrecida por el gobierno de la provincia de Buenos Aires a los diversos sindicatos docentes. Dicha paritaria suele ser una referencia para las posteriores negociaciones de los diversos gremios y sectores, por ser una de las primeras en realizarse con un peso significativo dado por la cantidad de trabajadores involucrados.

La oferta de un aumento 23,6 por ciento anual en tres tramos realizada por la gobernadora Vidal se muestra en sintonía con las metas de inflación del equipo económico nacional y muy alejada de los registros de subas en los precios de los últimos meses.

Ello da un indicio de que el cumplimiento de las metas de inflación parecen descargar su peso en un deterioro del poder de compra de los salarios, compensado parcialmente por la pérdida de ingresos públicos provocada por la reducción del Impuesto a las Ganancias.

Desde la lógica del equipo económico de Cambiemos, las subas de salarios por debajo del 25 por ciento permitirán suavizar la inflación tanto por su impacto sobre los costos salariales, como por ser una referencia en materia de políticas de precios empresariales.

Ya hace unos años, una encuesta realizada a grandes empresarios reunidos en un coloquio anual, señalaba que muchos dirigentes de empresas solían aumentar los precios al ritmo de la pauta salarial en forma independiente del peso específico que tuvieran los salarios en su estructura de costos.

Adicionalmente, de cumplirse el objetivo oficial en materia de paritarias, el previsible deterioro del salario real provocará una merma de las ventas en el mercado interno, moderando las remarcaciones de gran parte de los fabricantes y comerciantes.

Al respecto, la recaudación del IVA ligado a las ventas del mercado interno creció en enero un 24,5 por ciento respecto al mismo mes del año pasado. Si se tiene en cuenta que en el mismo período la inflación anual (proyectada de acuerdo a estadísticas provinciales) fue del 30,9 por ciento, las ventas al mercado interno sufrieron en enero una contracción real de casi 5 puntos porcentuales respecto a las del mismo mes del año pasado. Una cifra algo superior a la informada por la CAME para el universo de ventas minoristas, que marca una contracción de 2,3 por ciento en ese período.

En definitiva, el éxito del actual equipo económico en torno de sus metas de inflación descansa en gran parte en lograr imponer en la próxima paritaria incrementos salariales por debajo de la previsible evolución de los precios.

El costo de dicha política implica un deterioro en la distribución del ingreso y una reducción de las ventas y la producción ligada al mercado interno, que en el actual contexto internacional hacen previsible un escenario recesivo general.

Aun a costa de “entorpecer las paritarias”, desde el Centro de Estudios Económicos y Sociales Scalabrini Ortiz entendemos que los trabajadores tienen el derecho a estar informados en materia de precios para poder defender sus ingresos frente a un plan económico que los toma como variable de ajuste. Por ello ponemos a su disposición nuestras estadísticas semanales de la “inflación de los supermercados”.

* Centro de Estudios Económicos y Sociales Scalabrini Ortiz (CESO).


Si has disfrutado este post Suscribete al boletin de Novedades de Soy donde no pienso o agregame feeds a tu lector de noticias preferido

Borrar la historia

febrero 5, 2016

 Por Inés Ulanovsky *

funeralperonFotos tomadas por Marta Merkin durante el funeral del ex presidente Juan Domingo Perón, que fueron borradas del archivo de Infojus.

Mi mamá fue, entre varias otras cosas, fotógrafa. En 1974 cubrió para la agencia Noticias Argentinas, el sepelio de Perón.

Ella me lo había contado alguna vez, pero las fotos yo nunca las había podido ver. Ella no había tenido copia de nada.

Y después cambiamos de país y luego ella de profesión varias veces y le perdimos el rastro a su trabajo fotográfico. Un día, varios años después de su muerte, mientras trabajaba para el Archivo Nacional de la Memoria, esas fotos aparecieron de nuevo.

En el archivo trabajábamos mirando, limpiando, digitalizando, retocando e indexando negativos. Una tarde, un compañero trajo una pilita de sobres de negativos. Uno de los sobres decía “sepelio de Perón” o algo así y al lado las letras MM, todo escrito a mano.

Enseguida lo reconocí. Era la letra de mi mamá (Marta Merkin). Fue un gran momento. Las digitalicé y las retoqué yo, por supuesto. Eran fotones. Una cobertura completa. Fotos de día, de noche, retratos, vistas, detalles. Estaba todo. Y eran de mi mamá. Un tiempo después, al cumplirse los 40 años de la muerte de Perón las publicaron en Infojus. La nota se llamó “Las doce fotos del funeral de Perón que nunca viste”.

Fue una alegría verlas publicadas y replicadas infinidad de veces en las redes sociales. Fue sentir que como Estado estábamos haciendo las cosas bien. Se rescataron archivos que estaban desaparecidos y se pusieron en valor.

Ayer cuando me enteré de que estaban borrando los archivos de Infojus pensé en esa nota. Y la busqué en el buscador, que había utilizado infinidad de veces. No estaba. La habían borrado. Absorta e indignada publiqué en Twitter el link de lo que había sido esa nota, pero ya sin la nota: http://infojusnoticias.gov.ar/nacionales/las-doce-fotos-del-funeral-de-peron-que-nunca-viste-4652.html

Juan Faerman me confirmó que la nota había sido borrada, pero a través de este link podían recuperarse una por una las notas borradas: https://web.archive.org/web/*/http://infojusnoticias.gov.ar

Entonces hizo aparecer de nuevo la nota borrada, sobre los 40 años de la muerte de Perón que había sido eliminada. https://web.archive.org/web/20140813204026/http://www.infojusnoticias.gov.ar/nacionales/las-doce-fotos-del-funeral-de-peron-que-nunca-viste-4652.html

Todavía no hay explicaciones oficiales de este asunto. Pero se sabe que además de esta nota borraron selectivamente notas sobre los siguientes temas: Listas negras de actores durante la dictadura. El reencuentro de Estela con su nieto. Denunciarán a funcionario porteño por el incendio en Iron Mountain. A un año de la represión en el Borda: 10 imágenes para no olvidar. Escuchas ilegales: rechazan el pedido de sobreseimiento de Mauricio Macri.

¿Quién y con qué absurdo criterio borró estas notas? ¿Habrá sido otro error de carga? Cambiemos es un Estado que borra los archivos. Piensa que si borra 3 años de laburo, aquello que pasó no pasó.

¿Lindo todo no?

* Fotógrafa y productora. Hija de los periodistas y escritores Marta Merkin y Carlos Ulanovksy.

(Nota publicada en las redes sociales, luego de que las nuevas autoridades del portal Infojus, bajo la órbita de ministro de Justicia, Germán Garavano, decidieran borrar casi la totalidad de su archivo).

1

2

3

4

5


Si has disfrutado este post Suscribete al boletin de Novedades de Soy donde no pienso o agregame feeds a tu lector de noticias preferido

El gobierno de Macri borró miles de notas periodísticas de Infojus Noticias

febrero 5, 2016

Un archivo que el PRO hizo desaparecer

05–02–2016 / Las nuevas autoridades dependientes del ministro Germán Garavano eliminaron el trabajo de más de tres años de investigaciones sobre violencia institucional, de género, lavado de dinero o civiles imputados en delitos de lesa humanidad.

 Por Diego Martínez

infojusLos trabajadores de Infojus, además de advertir sobre la eliminación del archivo, denunciaron el vaciamiento de la agencia

El Ministerio de Justicia y Derechos Humanos que conduce Germán Garavano decidió eliminar de la web a su cargo más de diez mil investigaciones periodísticas y notas de prensa publicadas por Infojus Noticias, portal que en los últimos tres años dedicó amplias coberturas a temas como violencia institucional, violencia de género, lavado de dinero o civiles imputados en delitos de lesa humanidad.

Entre los contenidos que la gestión Cambiemos decidió invisibilizar a los lectores aparecen temas sensibles para el presidente Mauricio Macri como su imputación por espionaje ilegal como jefe de Gobierno porteño, la represión en el Hospital Borda, el incendio del depósito de documentos de la empresa Iron Mountain en el que murieron diez personas o la relación de la familia de la primera dama con talleres de costura clandestinos.

Los trabajadores de Infojus expresaron su “preocupación por la desaparición de miles de notas”, advirtieron que la decisión se tomó “en un contexto de vaciamiento de la agencia” –que ya despidió a 12 de sus 44 trabajadores– y que consultaron pero no obtuvieron ninguna explicación de las actuales autoridades.

La nueva directora del portal, Sabrina Santopinto, se negó anoche a responder preguntas de P/12 y derivó la consulta a una empleada que nunca atendió el teléfono.

La noticia sobre las notas desaparecidas comenzó a circular el miércoles a la noche, a medida que lo advertían redactores, editores y lectores de Infojus Noticias, portal que en base a un trabajo riguroso se convirtió en sitio “de consulta permanente en el ámbito periodístico y judicial”, como recordó ayer el comunicado de la asamblea.

Sobre un total de 15 mil artículos publicados desde 2013 y relevados en diciembre por los trabajadores, ayer se podía acceder sólo a “un diez por ciento”, calcularon.

“No sólo nos preocupa la pérdida de nuestro trabajo de tres años sino que muchas de las notas tenían un fuerte valor testimonial, documental e histórico. Descubrimos que se ‘borraron’ coberturas enteras sobre temas de violencia institucional, violencia de género, femicidios, lesa humanidad, talleres textiles clandestinos, delitos económicos y lavado de dinero, narcotráfico, y muchas otras áreas en las que Infojus Noticias era referente”, informaron.

El criterio para las desapariciones, que el Gobierno hasta el momento no explicitó, tampoco es del todo claro para los trabajadores de prensa.

“En temas como lesa humanidad parecen ser cuidadosos porque saben que es sensible”, sugirieron. En el sitio sobreviven notas sobre la ESMA o el Plan Cóndor pero llamativamente borraron algunas con datos sobre la aparición de Ignacio Guido Carlotto, el nieto recuperado de la presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, o sobre los abogados que luchan a favor de la impunidad de represores, informaron.

Entre las desaparecidas había notas sobre el despido de delegados de Shell y fallos judiciales que intimaban al entonces presidente de la empresa Juan José Aranguren, ahora titular del Ministerio de Energía y Minería.

“El presidente de Shell tiene 24 horas para reincorporar a una delegada despedida”, era uno de los títulos que ya no están.

También fue borrada una serie de artículos (salvo el último) sobre una maniobra para cobrar ilegalmente bonos de la dictadura y estafar al Estado nacional que denunció la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Activos (Procelac) y en la que está imputado el escribano Nicanor Moreno Crotto, a quien Macri designó coordinador de Asuntos Legales de la Jefatura de Gabinete, tal como informó P/12.

Entre los títulos que ayer a la tarde habían sido bajados figuran “Cómo hacía el HSBC para ocultar la ruta del dinero”, “El HSBC, un banco en la mira de la Justicia por lavado de dinero”, “A un año de la represión en el Borda: 10 imágenes para no olvidar”, “Escuchas ilegales: rechazan el pedido de sobreseimiento de Mauricio Macri”, “Clarín lidera la lista de empresas argentinas en el HSBC de Suiza” y varias notas sobre los bomberos muertos en Iron Mountain o las pruebas de que el incendio fue intencional.

El vaciamiento de Infojus y la reducción del trabajo de los periodistas habían comenzado diciembre con el pedido de renuncia al periodista Cristian Alarcón, creador y director del portal.

Las caras visibles del gobierno de Macri fueron Santopinto (vocera de Jorge Rizzo, presidente del Colegio de Abogados de la Capital y ex concejero de la magistratura), Pablo Altclass (ex asesor del empresario de medios Daniel Hadad) y Soledad Lladó, quienes prometieron ante los trabajadores que no habría despidos.

El 30 de diciembre, sin embargo, echaron a la subdirectora y al jefe de redacción, y la semana pasada a otros diez redactores, editores, fotógrafos y editores de video, a quienes bloquearon los usuarios de sus computadoras a modo de notificación.

Los despidos fueron justificados y publicitados ampliamente desde el diario Clarín, que presentó a Infojus Noticias como “una agencia de difusión K con más de 200 empleados” y planteó una insólita comparación con los “20 empleados” del Centro de Información Judicial (CIJ), el portal de propaganda del presidente de la Corte Suprema, Ricardo Lorenzetti, que se limita a cargar fallos y resoluciones judiciales.

La Comisión Gremial Interna y la asamblea de trabajadores de Clarín tomaron distancia de la operación al sacarse una foto en la redacción, solidarizándose con los despedidos de Infojus.

“Lo que persiguen es el desmantelamiento de un proyecto periodístico, de un medio que no puede hacer periodismo con las noticias que el Estado produce. No puede informar sobre la ilegalidad con que el nuevo gobierno procede al tomar grandes decisiones con el instrumento preferido del presidente”, advirtió entonces Alarcón al solidarizarse con sus ex compañeros que se declaraban en estado de asamblea y exigían la reincorporación de los despedidos.

El periodista apuntó que desde el 10 de diciembre era evidente el vaciamiento de contenidos y la conversión en un portal para dar comunicados oficiales de Garavano, agregó que en su gestión “Infojus Noticias se negó a ser una agencia oficial, un portal K, un órgano de propaganda”, y destacó con dolor que las visitas de lectores se habían reducido de 322 mil en noviembre a poco más de 120 mil en enero.

Santopinto se negó a explicar ayer por qué y con qué criterio decidieron desaparecer notas de prensa. Tampoco quiso hablar sobre su promesa incumplida de que no habría despidos y ni siquiera sobre su valoración del portal. Sugirió hablar con Lladó, que nunca respondió. “Exigimos a las autoridades del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos que investiguen qué pasó y vuelvan a poner online todo ese material”, plantearon ayer los trabajadores (sobrevivientes) de Infojus Noticias.


Si has disfrutado este post Suscribete al boletin de Novedades de Soy donde no pienso o agregame feeds a tu lector de noticias preferido

“El precio del Cambio” (Economía Política) programa 24 /01/2016

enero 26, 2016

Si has disfrutado este post Suscribete al boletin de Novedades de Soy donde no pienso o agregame feeds a tu lector de noticias preferido

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.254 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: