Archivos para mayo 1st, 2011

Ernesto Sábato. El último adiós

mayo 1, 2011

EL AUTOR DE “SOBRE HEROES Y TUMBAS”, NOVELA FUNDAMENTAL DEL SIGLO XX, MURIO A LOS 99 AÑOS
El último adiós a Sabato

Antesdelfin01–05–2011 / Cientos de personas se acercaron hasta esta mañana al club Defensores de Santos Lugares para participar del velatorio del escritor Ernesto Sabato, quien falleció a los tras sufrir un cuadro de bronquitis y neumonía.

Desde el club, justo enfrente de su casa, partió el cortejo fúnebre hacia el cementerio Jardín de Paz, en Pilar, donde los restos del escritor fueron inhumados después del mediodía, tras una breve ceremonia de la que participaron familiares y seguidores. “Quiero que me recuerden como un vecino, a veces cascarrabias pero en el fondo un buen tipo”, había sido el deseo de Sabato, según relató su hijo Mario.

El velatorio, que en principio iba a finalizar a medianoche se extendió hasta las 11 por disposición de la familia ante la gran cantidad de personalidades, amigos y seguidores del escritor que fueron a despedirlo al club Social y Deportivo Defensores de Santos Lugares, donde solía cruzarse desde su casa para jugar al dominó con sus vecinos.

Entre las distintas figuras públicas que se acercaron a la despedida estuvieron el senador Daniel Filmus; el director del Centro Internacional para la Promoción de los Derechos Humanos de la Unesco, Ignacio Hernaiz, y el candidato presidencial por la Unión Cívica Radical, Ricardo Alfonsín.

La presidenta, Cristina Kirchner, envió una coronas que llegaron al Club Defensores de Santos Lugares y mantuvo diálogos telefónicos con Mario Sabato y con Elvira González Fraga, la mujer que permaneció junto al escritor durante los últimos años de su vida.

Sobre el mediodía, la familia participó de un oficio religioso a cargo del obispo de San Isidro monseñor Jorge Casaretto y posterior a la clausura del velorio: allí estuvieron Mario y los 6 nietos del escritor.

Entre los asistentes al entierro se encontraba también la última compañera del autor de “Abaddón, el exterminador”, que llegó hasta Pilar acompañada de su hermano, el economista Javier González Fraga.

También estuvieron presentes los hijos del escritor paraguayo Augusto Roa Bastos y el ex fiscal Julio César Strassera, quien destacó de Sabato su labor como presidente de la Conadep. “Fue un intelectual muy generoso. El trabajo realizado por la Conadep se convirtió en la base fundamental del Juicio a las Juntas”, destacó.

Mi último recuerdo de Ernesto es el silencio. El estaba yéndose desde hace mucho tiempo. Incluso hace unos años había llegado a preguntar quién era Matilde, su compañera de toda la vida. Fue una larga y penosa despedida”, evocó a su vez la escritora y biógrafa Julia Constela, quien conocía al escritor desde 1949.

Los Sabato pidieron en un comunicado “que no se envíen arreglos florales” para el velatorio y que el dinero previsto para ello “sea donado, en memoria de Ernesto Sabato a la Fundación Garrahan”. Para ello se podrán hacer depósitos en la cuenta corriente en pesos del banco Credicoop 191-153-011-751/2.

Sabato, quien era doctor en física y tenía como hobbie la pintura, escribió más de 20 ensayos, el último en 2004, y tres novelas: El túnel (1948) -traducida al francés por recomendación del Premio Nobel de Literatura 1957, Albert Camus-, Sobre héroes y tumbas (1961) -que incluye Informe sobre ciegos– y Abaddón el exterminador (1974), obras impresas en unas 15 lenguas.

Tres de sus libros:
– El túnel el-tunel.doc
– Sobre Héroes y Tumbas sobre-heroes-y-tumbas.doc
– Antes del Fin antes-del-fin.doc


Las negritas y cursivas y algunos enlaces no pertenecen al texto original. Son un modo de destacar y facilitar mi propia lectura de porciones que considero de mayor relevancia.


Si has disfrutado este post Suscribete al boletin de Novedades de Soy donde no pienso o agregame feeds a tu lector de noticias preferido

¿Qué fue de tu vida? Alejandro Dolina (Junio del 2010)

mayo 1, 2011

Adelanto

Parte 1/4

Parte 2/4

Parte 3/4

Parte 4/4


Si has disfrutado este post Suscribete al boletin de Novedades de Soy donde no pienso o agregame feeds a tu lector de noticias preferido

Fuerte campaña de Carrió y el PRO para frenar ley de medicina prepaga

mayo 1, 2011

NO QUIEREN QUE EL MIÉRCOLES SE TRATE EN DIPUTADOS
Un fuerte lobby del Pro y Carrió busca parar la ley de prepagas

30–04–2011 / Desde sus filas surgieron diputados que pidieron más tiempo para debatir el proyecto y cuestionaron varios de sus artículos.

Por Leandro Renou

Aduciendo falta de debate y la existencia de artículos que mandarían a la quiebra a las empresas, el macrismo y la Coalición Cívica (CC) tomaron en los últimos días el discurso de  las corporaciones de la salud y se transformaron en los voceros del sector para detener la aprobación de la ley de regulación de la medicina prepaga.

“Es un error insistir en que la ley se saque el miércoles”, dijo en declaraciones televisivas el diputado de la CC, Juan Carlos Morán.

En un programa en el que se lo vio junto al empresario Claudio Belocopitt, de Swiss Medical, Morán mostró la posición de su partido al decir que “tiene que haber una ley para mejorar el sistema, y no para quebrarlo”, y agregó que hubo “un debate insuficiente, y en ese debate deberían participar todos los sectores”.

Además, quien es candidato a gobernador de Buenos Aires por la fuerza que encabeza Elisa Carrió, aseguró que “el proyecto de ley es un acuerdo entre el PJ y la UCR”.

La otra punta de lanza del sector fue la diputada del PRO Gabriela Michetti, quien en el debate del proyecto en la Comisión de Salud, afirmó que

estoy de acuerdo con que el sistema de prepagas tiene que tener regulación, pero este proyecto no le conviene a nadie. Vamos a generar corrupción y concentración de dinero en las cajas sindicales.”

Esta postura es más grave aún cuando se accede al archivo: en 2008, el PRO, con Federico Pinedo a la cabeza, fue uno de los partidos que votó positivamente la ley en Diputados, en tiempo récord y por unanimidad.

En este contexto, donde la oposición más conservadora embarra la cancha ante una iniciativa que regulará un sector con 4,5 millones de afiliados y que factura $ 15 mil millones anuales, una de las autoras del proyecto original salió a denunciar el lobby empresario.

La hoy intendenta de Luján, Graciela Rosso, quien trabajó con Patricia Vaca Narvaja en el texto, enfatizó que “hay intereses económicos muy fuertes para que no se apruebe”.

La iniciativa ya cuenta con el apoyo del oficialismo, la UCR, Proyecto Sur, el GEN, el socialismo y Solidaridad e Igualdad (SI).

Uno de sus referentes, Eduardo Macaluse, salió al cruce de Morán: “Se debatió esta ley, incluso con las empresas, por lo menos 6 años, y ya no es tiempo de reuniones”, y agregó que “hubo trabajo y consenso político, sino no se hubiese llegado a esta instancia”.

La semana que viene se debatirá en Diputados un proyecto que limita la discriminación de pacientes con enfermedades crónicas y prohíbe el aumento tarifario a jubilados.


Las negritas y cursivas y algunos enlaces no pertenecen al texto original. Son un modo de destacar y facilitar mi propia lectura de porciones que considero de mayor relevancia.


Si has disfrutado este post Suscribete al boletin de Novedades de Soy donde no pienso o agregame feeds a tu lector de noticias preferido

Suben las expensas en ciudad PRO a partir de mayo

mayo 1, 2011

EFECTO DE PARITARIAS
Desde hoy suben las expensas en la Ciudad

30–04–2011 / Las expensas en los edificios de Capital Federal comenzarán a subir desde mañana 1º de mayo, en un incremento justificado por los consorcios en el hecho de que el próximo mes los porteros cobrarán la primera cuota del aumento salarial logrado para este 2011.

EdificioscabaEl titular de la Federación de Consorcistas, Samuel Knopoff, dijo que la suba total es del 39,5 %, pese a que calculaban que las expensas se iban a incrementar alrededor del 25 %.

El SUTERH, el gremio de los encargados de edificios que dirige Víctor Santa María, logró en febrero pasado un aumento del 21,5 % para sus afiliados para este 2011, que será dividido en tres cuotas: 7% en mayo, 7% en agosto y el 7,5% en octubre.

Si consideramos esto, para fin de año el aumento real no será del 21,5% sino de 39,5%, a lo que hay que agregarle el mismo porcentaje de aumentos que tendrán los adicionales que cobran los encargados”, estimó el titular de la Federación de Consorcistas.

La cuenta que hacen en UCRA es la siguiente: a fin del año pasado, un encargado permanente de 4º categoría tenía un básico de 2.266 pesos y al sumarle los 600 pesos más el 21,5%, el básico se va a $ 3.158. Así, el salto es del 39,5%.

A esto se le deben sumar las cargas sociales y los adicionales por las distintas tareas que efectúan los encargados, como sacar la basura (cobrarán 5,49 pesos por departamento), plus por limpieza de cocheras ($75) y otros.

En esa sintonía se ubicó Alicia Giménez, la presidenta de la Unión de Consorcistas de la República Argentina, quien sostuvo que el aumento es mayor porque en enero y febrero se pagaron un total de 600 pesos como remunerativos.

Además, se estimó que el aumento se sentirá más en los edificios con menos departamentos, ya que el gasto total se divide por la cantidad de viviendas que hay.


Las negritas y cursivas y algunos enlaces no pertenecen al texto original. Son un modo de destacar y facilitar mi propia lectura de porciones que considero de mayor relevancia.


Si has disfrutado este post Suscribete al boletin de Novedades de Soy donde no pienso o agregame feeds a tu lector de noticias preferido

Ernesto Sabato, el hombre se ha ido, el ícono perdurará

mayo 1, 2011

EL VECINO “CASCARRABIAS” DE SANTO LUGARES, AUTOR DE “SOBRE HEROES Y TUMBAS”, NOVELA FUNDAMENTAL DEL SIGLO XX, MURIO A LOS 99 AÑOS
Sabato y sus fantasmas

30–04–2011 / Su voz era un como un “río negro” con ese timbre cavernoso de orador sagrado. El acento pesimista de Ernesto Sabato coronaba a esa otra voz, la del monstruoso mundo de sus tinieblas, como decía en sus páginas, que surgía en sus novelas, especialmente en Sobre héroes y tumbas.

Autor entrañable para miles de lectores, sin más patria o nacionalidad que el hachazo y la conmoción que significa transitar por los universos y laberintos de El túnel o Abaddón el exterminador, su muerte, hoy a la madrugada en su casa de Santos Lugares, a los 99 años, cuando parecía que festejaría su centenario de vida, no lo exime del “juicio de la historia”.

El dolor por la pérdida de un escritor fundamental del siglo XX de la literatura argentina no puede deslizar bajo la alfombra de la sociedad argentina heridas muy hondas que aún no han cicatrizado.

El respeto y la admiración no debería traducirse automáticamente en indulgencia a las convicciones políticas de un intelectual ambivalente y paradójico, una especie de predicador atormentado que encarnaba la voz y los sentimientos de “todos”, una mascarada tan convincente que escapó a su control.

 Por Silvina Friera

SabatoEl escritor iba a ser homenajeado mañana en la Feria del Libro por el Instituto Cultural de la provincia de Buenos Aires.

El “maestro”, el “genio”, el “quijote lúgubre” de nuestras pampas y cuantos calificativos se desprendan y multipliquen por las bocas apesadumbradas o las páginas que se están escribiendo en este mismo instante, fue una figura compleja, polémica, contradictoria.

Almorzó con el dictador Jorge Rafael Videla, encabezó la Conadep, la comisión encargada de recoger los testimonios de los familiares de desaparecidos durante la dictadura militar y prologó el Nunca más, donde formula la “teoría de los dos demonios” y equipara el terrorismo de la guerrilla con el terrorismo de Estado.

En esta trama enrevesada reside el desafío que genera el escritor; hay que “penetrar en las grietas para que pueda volver a filtrarse el torrente de la vida”, una frase de Jünger que Sabato recuerda en España en los diarios de mi vejez (Seix Barral), su último libro publicado en 2004.

El escritor que nació en Rojas en 1911, que siempre fue un hombre de pueblo, que se instaló en Santos Lugares cuando casi literalmente no había nada, cuando todo era horizonte en construcción, escribió en ese último libro que

cuando nos hagamos responsables del dolor del otro, nuestro compromiso nos dará un sentido que nos colocará por encima de la fatalidad de la historia”.

Se refería al lugar decisivo de la solidaridad en un “mundo acéfalo” que excluye a los diferentes.

Lo avergonzaba -afirmaba- que existan 250 millones de niños explotados.

Pero se puede atisbar en las entrañas de esta frase algo más que la mera coyuntura a la que aludía. Quizá su deseo –inconfesableera sortear esas “fatalidades” y peripecias interminables que padeció; buscar afanosamente un hilo de Ariadna que pudiera hacer comprensible su propio desconcierto íntimo.

Sabato es un ícono de la cultura argentina con todo lo positivo y negativo que trasunta ocupar esa posición en el imaginario de una sociedad. Supo articular, declaración tras declaración, páginas tras página, la estela del escritor torturado y sufriente que luchaba contra las tinieblas y fantasmas.

Su conciencia parecía que nunca lo dejaba en paz. A menudo repetía que “quemaba lo que había escrito a la mañana”.

Comenzó a garabatear su novela más emblemática, Sobre héroes y tumbas (SHT) en 1936.

La primera publicación fue en 1961, pero en el ínterin, como se recuerda en la edición crítica publicada en la colección Archivos por la editorial Alción (2008), coordinada por María Rosa Lojo, hubo avances y retrocesos y quemas periódicas de manuscritos descartados.

Nunca dejó de corregir y depurar ese texto capital hasta la edición definitiva de 1991.

Novela total, SHT

“entreteje múltiples voces e historias con la Historia, expande en direcciones contrapuestas los ámbitos geográficos, abre, desde la ciudad cotidiana, una grieta en la percepción, una ventana oscura hacia el otro lado de lo que creemos real”, subraya Lojo en el estudio liminar.

A veces la literatura se inviste con los poderes del sueño, ilumina territorios imaginados y perdidos –plantea Lojo-. Sobre héroes y tumbas, gótico surrealista y argentino, galería de fantasmas familiares, geología fantástica, perverso libro de viajes fabulosos en el corazón de lo cotidiano, nos ofrece la ilusión de recobrar un tesoro siniestro. De asomarnos a la forma oculta del mundo, y de atisbar en ella, como en un diseño abismal de cajas chinas, todos los otros mundos que están en éste”.

Sabato es un tesoro problemático y muy incómodo: genera amores y rechazos tan intensos como imposibles de conciliar.

Su literatura y parte de sus ensayos –El escritor y sus fantasmas, Hombres y engranajes o Uno y el Universo– preservan un encanto difícil de negar, aun en aquellos que refieren a esas primeras lecturas como un “hechizo” o “pecado” de juventud.

Pero escindir su impronta entre una “verdad nocturna” (sus ficciones) y una “verdad diurna” (sus intervenciones públicas), como él mismo proclamaba, simplifica el problema de su laberinto existencial y político.

¿Se puede parcelar a Sabato en esferas puras, incontaminadas entre sí?

Difícil, aunque a menudo se haga, acaso para dejar al margen, como una “equivocación menor”, el almuerzo con Videla y su “teoría de los demonios”.

Murió Sabato en su patria adoptiva de Santo Lugares. Hace un puñado de años que estaba recluido, como desterrado en su propio terruño. En silencio, escuchando música.

Una de sus últimas apariciones fue en noviembre de 2004, en Rosario, cuando en el marco del III Congreso Internacional de la lengua Española asistió a un homenaje en el que participó José Saramago, Víctor García de la Concha, ex director de la Real Academia Española de la lengua, y la entonces senadora Cristina Fernández.

Más de 1600 personas lo ovacionaron de pie al Premio Cervantes 1984. Sabato lloraba, se sacaba los anteojos, se limpiaba las lágrimas y saludaba. Se despedía. Lo sabía él y todos los que fueron testigos de ese momento de extrema emoción.

Debilitado por tanto cariño, moviendo su mano para saludar a todos, se esforzaba por comprender por qué él, que escribió en Abaddón… que el “universo es horrible, o trágicamente transitorio e imperfecto”, logró, en el tumulto de sus ficciones, construir una obra que tendría como destino la revelación de un territorio fantástico: la conciencia del hombre.

Entre las citas que le gustaba evocar, solía recordar una de Nietzsche:

Yo amo a quienes no saben vivir de otro modo que hundiéndose en el ocaso. Pues ellos son los que pasan al otro lado”.

En el club de su barrio, Defensores de Santos Lugares, los vecinos y lectores comienzan a despedirse del autor de El Túnel. Su hijo Mario reveló en una carta el gesto póstumo de su padre:

Cuando me muera, quiero que me velen acá, para que la gente del barrio pueda acompañarme en este viaje final. Y quiero que me recuerden como un vecino, a veces cascarrabias, pero en el fondo un buen tipo. Es a todo lo que aspiro”.


Las negritas y cursivas y algunos enlaces no pertenecen al texto original. Son un modo de destacar y facilitar mi propia lectura de porciones que considero de mayor relevancia.


Si has disfrutado este post Suscribete al boletin de Novedades de Soy donde no pienso o agregame feeds a tu lector de noticias preferido

A %d blogueros les gusta esto: